miércoles, 27 de abril de 2016

Tallarines con tomates cherry

Parece ser que los estudiosos no acaban de ponerse de acuerdo sobre quienes fueron los primeros productores de la pasta: China, Italia u Oriente Medio. Según los últimos descubrimientos puede que fueran los Hititas, pobladores de la Anatolia Central y que vivieron sobre los siglos XVII a.c. y XII a.c los verdaderos creadores de la pasta.
El caso es que a lo largo de los siglos se ha ido extendiendo y ahora este alimento, cuyos ingredientes principales son la harina y el agua, se ha convertido en imprescindible en las mesas de todo el mundo.
No cabe duda que la fama, al menos en Europa se la llevan los Italianos, que preparan auténticas maravillas con un poco de pasta, un poco de aceite de oliva y algún otro ingrediente de la tierra, o del mar.
A mi todas las versiones me parecen estupendas, y lo que más me gusta además de su exquisito sabor es lo rápido que se prepara.
Como este plato de tallarines con tomates cherrys, en menos de 15 minutos tienes un manjar sobre la mesa, que solo con olerlo ya alimenta.
Esta receta la saqué del libro de "Escuela de cocina " de Jamie Oliver. Este cocinero que no deja indiferente a nadie, tiene recetas muy  interesantes, aunque  a veces prepara algunas mezclas que puedan resultar extrañas. Si eres valiente y te atreves a probarlas te sorprende de verdad. Eso es justo lo que me paso con este plato, que ya se ha quedado instalado en mi cuaderno de imprescindibles.
Como acompañante de los tomates, lleva albahaca. Esta planta aromática originaria de Irán, India y otros países tropicales de Asia, tiene tal perfume que según la cortas inunda toda la cocina. 
Hace años que la conocía, pero siempre la había utilizado en seco, y no tiene nada que ver. Deje de comprarla porque no le encontraba la gracia, hasta que la compre fresca y desde entonces me tiene prendada.
Bueno me dejo ya de rollos y vamos a por la receta que se tarda menos en hacer que en leer todo esto.

Ingrediente para 4 personas:
500 gr de tallarines
400 gr de cherrys (si puede ser de diferentes colores)
4 ajos
4 cucharadas de vinagre balsámico de módena
1 barqueta de hojas de albahaca 
6 cucharadas de aceite de oliva virgen
100 gr de queso parmesano (si puede ser, recién rallado mejor)
sal gorda para cocer la pasta
sal fina para sazonar la salsa


  • Ponemos abundante agua a hervir.
  • Mientras lavamos los tomates y los cortamos a la mitad. Reservar.
  • Separamos los tallos de las hojas de la albahaca. Cortamos los tallos finamente y las hojas en trozos un poco pequeños pero sin picarlos. Reservar también por separado.
  • Pelamos los ajos y cortamos en láminas finas.
  • Y por último rallamos el queso.

  • En una sartén grande ponemos el aceite y sofreímos los ajos y los tallos de la albahaca picada. Cuando empiecen a dorarse un poco, añadimos los tomates cherry cortados y salteamos un par de minutos. 

  • Mientras el agua habrá empezado a hervir, le pondremos un par de cucharadas de sal gorda, y añadiremos los tallarines. 
  • Cocerlos durante el tiempo que indique el fabricante. Pero recordad que deben quedar al dente.
  • En la sartén ya solo nos falta echarle el vinagre de módena, la albahaca troceada (guardad un poco para decorar el plato al final), y le añadiremos también un cacillo (de los de servir la sopa) de agua en la que estamos cociendo la pasta. Y dejamos hervir otros dos minutos más.
  • Como este agua que le añadimos ya tiene sal, hay que probar la mezcla antes de añadir más sal  a la salsa.
  • Este es el aspecto de la mezcla.
  • Ahora ya solo nos queda escurrir los tallarines, si es que no lo habéis hecho ya y echarlos en la sartén y mezclar bien.

  • Echar la mayor parte del queso rallado por encima y remover de nuevo. Con el calor se fundirá y mezclara con la salsa.
  • El resto del queso y la albahaca reservada,  se pone por encima una vez servido el plato.
¡Qué ricooooo.
Nota: de postre hoy me voy a permitir una golosina que me trae muchos recuerdos de la infancia. Fresas con leche condensada. Subidón de azúcar, lo sé pero un día es un día y están tan buenassss.



No hay comentarios:

Publicar un comentario